Soul

El Soul, al igual que el Rhythm & Blues, es la música por excelencia de los años 50 en EEUU. En esa época los negros norteamericanos apoyaban plenamente a los líderes que luchaban contra el racismo. El término peyorativo de “música de raza” por fin se consideró como tal. El Soul es una manera de sentir y también la forma de reafirmar su identidad racial. Pero el Soul tuvo tal éxito que fue aceptado y disfrutado por todo el planeta. Los primeros orígenes se hallan en el Blues, el Gospel y el Rag-time del siglo XIX. Luego en los años 20 la gente disfrutaba con el Jazz en los clubes nocturnos. En la década siguiente los gustos de la gente de color estaban más ligados a sus auténticas raíces. La música para sus fiestas se llamaba Race music y se editaba en los Race records. Estos discos salían prácticamente al mismo tiempo que los “normales”. En los 40 las Big Bbands y el Swing perdieron protagonismo. Con la Segunda Guerra Mundial y la posguerra llegó una época de mucha escasez, sobre todo para los sectores más bajos de la sociedad. Empezó a haber migraciones al norte y al oeste. En este contexto comenzó a cuajar el Rhythm & Blues en el público blanco, que ya había asimilado el Jazz anteriormente. Los negros poco a poco se fueron haciendo un lugar. Actores de color como Sidney Poitier y Harry Belafonte adquirieron gran fama y Dorothy Dandridge fue nominada a los Oscars. El Gospel cobró importancia y se introdujo en el mundo artístico debido a varios cantantes de iglesia como Ray Charles y Sam Cooke. Empezó así la era Soul. Ray Charles les plasmó su genial talento a través de una mezcla de Gospel y Blues, en forma tan genuina que el estilo que se derivaba de sus melodías fue bautizado como Soul. En los 50, cuando grababa en Atlantic Records, este cantante, que también era un pianista genial, logró unir en forma única la música secular con la religiosa. Esa música que escuchaba en la iglesia cuando todavía era pequeño, encontró un lugar en su estilo de mayor. La canción I got a woman de 1954, es el más antiguo antecedente del Soul. Después de un tiempo también introdujo rasgos del Country y del Big Band en su música. Tenía el poder de cantar con la profundidad del Blues o con la suavidad del Pop. Señalaba así los contrastes emocionales que había en sus canciones. El cantante de Georgia on my mind realizó más de 60 discos y su influencia se halla en diferentes generaciones de músicos tanto de Soul como de Rock. Otros tres pioneros influyeron en el nacimiento del Soul, todos provenientes de distintas corrientes. El primero de ellos es Jackie Wilson, tocaba en un grupo vocal netamente Rhythm & Blues; el segundo Sam Cooke, era el cantante líder del grupo Gospel Soul Stirrers y el tercero, quizás el más célebre de todos James Brown, quién coqueteaba con el Pop, de su Rhythm & Blues emocional y de letras maduras. Conocido como “Mr. Dinamita”, Brown entró a formar parte de un grupo gospel en 1953, Starlighters. Desde su llegada el grupo fue cambiando del estilo Gospel al Rhythm & Blues, sin abandonar su primer estilo. El grupo se pasó a denominar Famous Flames. Al igual que Ray Charles, James Brown también mezcló música espiritual y Blues, produciendo el mágico sonido el Soul. El cantante dejó míticas canciones como I feel good o Sex machine. Una serie de sellos independientes como Atlantic, Stax/Volt y Tamla Motown están inseparablemente unidos al Soul. Cada uno de estos sellos tenía su estrella local y un sonido propio y característico, asociados a determinados lugares. Hablar de la casa disquera Motown es hablar de un sonido particular, un estilo más dentro de la música popular. Entre sus estrellas de la época destacaban Smokey Robinson, The Temptations, Martha & The Vandellas, Marvin Gaye, The Supremes, Mary Welles y The Jackson Five, entre otros. La más dura competencia de Motown era Stax/Volt, un sello de sonido más Funky, más cercano a las raíces del Sou1 con preponderancia de riff rockeros. Allí grababan figuras como Ottis Redding, Wilson Pickett, Carla Thomas y Sam & Dave. A finales de los 60 el sello fue absorvido por Atlantic Records que ya contaba con Solomon Burke, Percy Sledge y Aretha Franklin. En Nueva York existía un Soul más popero de Chuk Jackson y Maxime Brown, el más purista de Garnett Mimms y otros como Ben E. King con The Drifters, mientras que en Chicago presentaba sus cartas con The Impresssions, Jerry Buttler, Betty Everett y Gene Chandler que traían un sonido dominado por vientos y armonías vocales planas. Los 70 fueron imprescindibles para la consolidación del Soul ya que en esta década la industria del disco creció en gran manera. De este modo también avanzó la industria negra del espectáculo a pasos agigantados. Los hombres de negocios de color invierten en los artistas de su raza. Los actores y modelos salen en anuncios publicitarios, así como en el cine. La música negra progresó de forma considerable. El Back Message lo dominó todo, hasta los Hits Parades. Fue un período de búsqueda de identidad y de amor a las raíces más profundas del pasado africano. Apareció el Sofístisoul que en sus inicios fue un tanto psicodélico y que luego evolucionó hacia otros campos artísticos llegando al renacer de la música negra más bailable como el Funk y el Disco. Aún cuando el Soul viene siendo absorbido por las más diversas tendencias es desde los 70, sus características distintivas se conservan: integridad, power y feeling.

http://www.youtube.com/get_player
http://www.youtube.com/get_player
http://www.youtube.com/get_player

About demasiadasnoches

Programa de radio que se emite en FM Inolvidable
This entry was posted in Soul. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s