Nordic Folk


Mientras única de cada país nórdico ha tejido diferencias sutiles en su música folklórica, hay bastantes semejanzas culturales entre Dinamarca, Islandia, Finlandia, Noruega y Suecia, para dar una cierta cohesión musical a la región. El Consejo Nórdico, una organización internacional, también incluye como territorios nórdicos a Groenlandia y las Islas Faroe. Los estilos tradicionales de estas naciones eran acontecimientos principalmente rurales, como bodas y los bailes de los sábados por la noche, que a menudo juntaba comunidades aisladas. Con el advenimiento de la urbanización e innovaciones tecnológicas como grabaciones, la radio y la televisión, la música tradicional se afianzó en el Siglo XX. Hoy la escena del folklore escandinavo es muy diverso, abarcando aproximadamente dos corrientes: la acústica y la eléctrica. El renacimiento comenzó en los años 70, en paralelo con una tendencia internacional de volver a la tierra. Estos países sufrieron una reevaluación de la vida simple rural que había sido olvidada como pasada de moda. En Suecia el movimiento fue llamado Green Wave, y enviaron a suecos jóvenes a vivir en áreas rurales. El festival de violes de Delsbo pasó de tener 5000 participantes en 1968 a 30000 en 1973. Con todos esos músicos aficionados que recuperaron sus raíces, se empezaron a grabar más discos. Sin embargo, este interés renovado provocó la academización de la música folklórica. Las administraciones nacionales añadieron departamentos de música folklórica, para patrocinar viajes y proyectos de grabación que ayuden a difundir la música a nivel nacional e internacional. A la persona que toca música folklórica se la llama Speleman (en Noruega), Spelman (en Suecia), Spell emann (en Noruega), Pelimanni (en Finlandia) o Spillemand (en Dinamarca). La música de baile folklórica nórdica consiste en varios ritmos que no provienen de los países nórdicos, pero una vez fueron bailes de moda entre la nobleza europea. Con el tiempo, esos bailes se extendieron a la gente común, y en muchos casos permaneció allí mucho después que la nobleza los había cambiado por nuevas danzas. El ritmo de baile más común es el Poska. El Schottische, también conocido como Reinlender, la Polca y el Vals, son otros ritmos de baile comunes. También el Minué es muy común en Finlandia y Suecia. El instrumento típico de los países nórdicos es el violín. Hay variaciones de violines, como el Hardingfele, que se usa en Noruega y tiene un juego de cuerdas extra a las cuatro normales; o el Nyckelharpa, que probablemente existió en toda Europa, pero que hoy sobrevive sólo en Suecia. Otros instrumentos usados tradicionalmente son clarinetes, acordeones y armónicas. Mientras el objetivo en estos países es conservar la música regional tradicional, esto sofocó –o al menos no animó- a la innovación. Sólo algunos aventureros rompieron el molde, como la acordeonista finlandesa Maria Kalaniemi, que cree que hay que explorar la música de forma libre, similar al nuevo Tango de Astor Piazzolla. El florecimiento de un circuito de festivales de Música Étnica en todo el mundo, ha permitido a los neo-tradicionalistas a ganarse la vida como músicos. A pesar de todo, el renacimiento sigue, abastecido por la energía de músicos jóvenes que descubren sus raíces culturales olvidadas, procurando avanzar en la tradición.

Hoven Droven – Hia Hia


Angelin Tytöt – Garkit

Hedningarna – Vottikalinna

About demasiadasnoches

Programa de radio que se emite en FM Inolvidable
This entry was posted in EUROPA. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s